Buenos chistes.

Últimamente he dejado descuidado un poco el blog, más por falta de tiempo que por desidia, me hicieron moderador de un foro y apenas nos estamos acomodando, cuando se pase un poco ese trabajo volvere con todo a activar este. Hoy les traigo unos chistes que me encontré por allí, para quienes me conocen saben que soy una persona que se puede considerar alegre, así que si no les encuentran la gracia me lo dejan saber con sus comentarios. A mí me causaron mucha gracia y buscaré poner muchos que realmente considere buenos.


La selva.

Pues ahí les va, que estaba un tigre, un tigre enorme en la selva forjándose un churro de mota y justo cuando se lo va a prender aparece un conejito y le dice.

- ¡Nooooooo! ¡No lo hagaaaaas! - le dice con una voz angustiada casi llegando al llanto - ¡Eso es malo para la saluuuuud! ¡Mejor corre conmigo por el boooosque!
- ¿¿¿??? - mientras balbucea el tigre y ve el churro (si hubiera sido yo me lo hubiera guardado XD), lo agarra y lo avienta. Y allí van los dos pendejos corriendo por el bosque.
De repente allá en la copa de los árboles estaba una jirafa, aca en las hojas haciéndose una línea de coca, con unos grandes lentes de sol, silva mientras hace la línea. Agarra una hoja y la hace rollito y se la pone en la naríz y justo cuando le va a dar la inhalada aparece el conejito y le dice:
- ¡Nooooooo! ¡No lo hagaaaaas! ¡Eso es malo para la saluuuuud! ¡Mejor corre con nosotros por el boooosque! - dice con una voz media afeminada.
La jirafa voltea y se queda viendo y le sopla a la hoja. Y allá van corriendo por el bosque los tres pendejos.
Después se encuentran al rey de la selva y justo cuando se íba a meter el jeringazo aparece el conejito y le dice:
- ¡Nooooooo! ¡No lo hagaaaaas! ¡Eso es malo para la saluuuuud! ¡Mejor corre con nosotros por el booo...
¡Y madres! le suelta un buen putazo el león al conejito y ¡mocos! Lo manda hasta la chin...da, por no decir más lejos.
Y el tigre y la jirafa desconcertados.
- ¿Qué pasó wey? o sea ¿Porqué le pegas al conejito? hey no ma-mes, si el lo que quería era que tu...
- ¡No me jodas! pinche conejito cada vez que se mete una tacha (metanfetamina) quiere que corramos todos por el bosque con él.

 
 
Entre cazadores:


- ¿Y còmo te fue en tu ùltimo safari, compadre?
-De la patada, compadre. Fìjese que cuando estaba en medio de la selva se planta frente a mì un enorme tigre. Inmediatamente le apuntè y accionè el gatillo, pero el rifle se encasquillò y no disparò. No tuve otra que empezar a correr, con el tigre atràs persiguièndome. Cada vez que volteaba el animal estaba màs cerca. Cuando ya casi me atrapaba, vi que el tigre como que se resbalaba y se quedaba un poco atràs, y asì varias veces hasta que me puse a salvo.
-Caray, compadre, yo me hubiera ca-gado del susto.
-¿Y con què cree que se resbalaba el tigre, compadre?


Confesiones:


Al Padre Pascual le estaban haciendo su cena de despedida por 25 años de trabajo en una Parroquia. Un político miembro de la comunidad fue invitado para dar un breve discurso.
Como el político tardaba en llegar, el sacerdote decidió decir unas palabras él mismo para llenar el tiempo..

‘Mi primera impresión de la Parroquia la tuve con la primera confesión que me tocó escuchar. Pensé que me había enviado el Obispo a un lugar terrible, ya que la primera persona que se confesó me dijo que se había robado un televisor, que les había robado dinero a sus papás, había robado también en la empresa donde trabajaba, además de tener aventuras sexuales con la esposa de su jefe. También en ocasiones se dedicaba al tráfico y a la venta de drogas. Y para finalizar, confesó que le había trasmitido una enfermedad venérea a su propia hermana. Me quedé asombrado, asustadísimo… Pero cuando transcurrió un tiempo, fui conociendo más gente y vi que no eran todos así, vi una parroquia llena de gente responsable, con valores, comprometida con su fe. Y así he vivido los 25 años más maravillosos de mi sacerdocio’.
Justamente en este momento llegó el político, por lo que se le dio la palabra. Por supuesto, pidió disculpas por llegar tarde y empezó a hablar diciendo: ‘Nunca voy a olvidar el primer día que llegó el Padre a nuestra Parroquia… De hecho, tuve el honor de ser el primero que seconfesó con él…’.

Comèntame aquì

Buscar este blog

Cargando...

Archivo

Comentarios recientes

 
▲ TOPO ▲